El a,b,c de las papillas caseras: organizándose para no hacer papillas diario

IMG_5133

Si es fácil hacer papillas, pero tampoco es tan fácil como para querer hacerlas diario. En este sentido lo que pueden hacer es uno o dos días a la semana hacer todas las papillas y en cuanto salgan de la licuadora ponerla en las charolas donde se hacen los hielos. Una vez que se enfría un poco la papilla se mete al congelador.

Ya que queden congeladas pónganlas en bolsas Ziplock donde indiquen el sabor y fecha en que las hicieron.

Las papillas congeladas pueden durar bien varias semanas, pero yo prefería usarlas solo durante una semana.

Para descongelar saquen solo los cubitos que van a usar cada día unas horas antes de necesitarlos, y cuando se acerque la hora de la comida solo hay que calentar a baño María unos minutos.

También te puede interesar ver:

El a,b,c de las papillas caseras: los utensilios

El a,b,c de las papillas caseras: cómo hacer las papillas

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s